Qué hacer y qué ver en San Sebastián por Sanfermin

Disfrutar del Sanfermin sin sufrir el agobio de las miles de personas que se dan cita en esas fechas en Pamplona es posible. Nada como viajar a otra ciudad cercana desde la que trasladarse a disfrutar de los encierros. San Sebastián es uno de esos lugares desde los que se pueden vivir los Sanfermines con un cierto grado de comodidad.

Disfrutar de todo sin tener que aguantar (casi) nada

San Sebastián se encuentra a apenas 80 kilómetros de Pamplona (algo así como 1 hora por la A-15), lo que permite realizar un viaje en el mismo día. Puede hacerse en un vehículo propio, en transporte público o con alguna de las empresas que ofrece este tipo de traslado y que habitualmente incluye visitas guiadas, explicaciones y asistencia en Pamplona.

San Sebastián es un buen punto base desde el que viajar a Sanfermines, pudiendo conocer así la propia Donosti. Los primeros días de julio corresponden a una de las temporadas en que San Sebastián ofrece más posibilidades a todos aquellos que la visitan, coincidiendo con el inicio de la temporada estival.

Una visita a la playa de la Concha, un recorrido por el casco histórico probando “pintxos” y vinos -el más popular es el “txakoli”- o subir al Monte Igueldo para disfrutar de las vistas son planes ineludibles en Sebastián.

Hacerse todo el paseo de la playa de la Concha suena tópico, pero incluso con una ligera lluvia es súper agradable y revitalizante. Si vas con niños asegúrate de llevar municiones, porque si les da hambre o sed a medio paseo es muy útil no depender del entorno, sobre todo si estás en temporada alta. ¡Recuerda que es una caminata de ida y vuelta!

También se puede conocer Donosti sobre dos ruedas. Entre las diversas visitas guiadas que ofrece la ciudad vasca, una es en bici, recorriendo los lugares más emblemáticos de la ciudad acompañado de un profesional.

San Sebastián durante los San Fermines

En los primeros días de julio se celebra la Donosti Cup, un torneo internacional de fútbol en el que participan más de 300 equipos todos los años. Los forofos del deporte rey pueden aprovechar para darse una vuelta por el Museo de la Real Sociedad.

Si vas en meses más fríos y menos atractivos para las masas podrás conocer la ciudad en su esencia más íntima ¡pero eso ya lo sabes porque lo decimos de casi todos los destinos!

Para los románticos, nada como pasear por los muchos jardines, palacetes y edificios de influencia de la belle epoque francesa con los que cuenta la ciudad. Una experiencia única.

Si tienes días y quieres bajar el ritmo después de Sanfermines, aprovecha la cercanía de Bilbao y sus aledaños, si quieres salir de la ciudad aprovecha el tren hasta Getxo!

Pero esa es ya otra historia :)